Saltar al contenido
Aliso
Aliso

Conocido por los científicos como Alnus Glutinosa, perteneciente a la familia de las Betuláceas El Aliso es un árbol típico del viejo continente pero que también honra con su presencia en Asia sobre todo en la parte sureste.

Si bien es originaria de lugares con climas húmedos El Aliso también es feliz desarrollándose en zonas costeras, es un árbol apreciado por su madera pero que también posee múltiples beneficios medicinales, además se le relaciona con creencias mágicas religiosas de la cultura nórdica.

Con un característico tronco recto recubierto de una corteza en tono gris, El Aliso llega a medir hasta 30 metros de alto, es de hojas largas, redondas y dentadas con tonos en verde intenso aunque a ratos es más claro, en su edad joven éstas segregan una resina que la hacen poco atractivas al tacto.

Las flores del Aliso se asoman incluso antes que las hojas, pueden ser masculinas y femeninas, las primeras son más grandes, entre 5 y 10 centímetros crecen en forma de péndulo y deleitan con un hermoso color rojo, las femeninas por su parte sólo miden 2 centímetros de contextura lechosa y color marrón.

Las raíces del Aliso presentan varias particularidades, en primer lugar pueden soportar el encharcamiento, es decir es justo que estén siempre embebidas en agua, además absorbe nitrógeno de la atmósfera a través de unos nódulos en su estructura. Su sistema de raíces es conocida como eventuales, se ramifican actuando como ancla del árbol para soportar crecidas de ríos, en caso que estén plantadas en las riberas de estos.

La madera de este árbol es sumamente resistente al agua, así es ideal para construcciones a orillas de los ríos, se utilizan como estacas y de ella se extraen la tinta que usan en la industria topográfica.

Detalle del Aliso

Detalle del Aliso
Detalle del Aliso

 

El Aliso es un árbol al que se le atribuyen poderes medicinales pero que además fue considerado por la cultura nórdica en la antigüedad como mágico, incluso lo asociaban con brujerías, lo que terminaba envolviéndolo en el halo misterioso.

Los nórdicos imaginaban que el árbol tenía poderes sobre naturales puesto que la madera cambiaba de color a ser cortado, pasaba de un marrón suave a un rojo intenso, es más, para esta cultura El Aliso era el árbol de la resurrección y estaban seguros que la propia humanidad se creó a partir de él.

Los que sí se puede comprobar son las cualidades medicinales del Aliso que destacaremos a continuación, por ejemplo tiene alto contenido de taninos que disminuye los niveles de colesterol en la sangre, en la corteza se encuentran características de un potente antiinflamatorio, recomendadas para tratar alteraciones en la garganta y problemas de anginas.

Hay quienes tienen la creencia que las hojas se pueden emplear como un complemento natural en la lucha contra el cáncer de mamas, esófago, páncreas, recto y garganta entre otros. Cabe destacar que son astringente y deben ser de uso externo.

A parte de lo ya descrito El Aliso es requerido como cortaviento, actualmente se destaca en la mayoría de los ornamentos de plazas y parques del continente europeo, ofrece un atractivo visual muy llamativo por la belleza de sus flores masculinas.

Cuidados del Aliso

Cuidados del Aliso
Cuidados del Aliso

 

Cuidados particulares son los que necesitan esta planta con antecedentes mágicos misteriosos y que embellece a los parques y espacios públicos de toda Europa y parte de Asia, aquí algunos consejos prácticos.

  • Es recomendable sembrar El Aliso en una zanja de más de 60 centímetros de profundidad y cubrirlo con tierra enriquecida con abono.
  • Se debe asegura que la raíz este por debajo del nivel del suelo y, durante la primavera inundarla con suficiente agua, sustrato y abono.
  • En una hectárea de terreno se pueden ocupar más de 1000 árboles sin ningún problema.
  • Es ideal que éste expuesto al sol.
  • Después de su plantación y durante el primer verano es necesario regar El Aliso de forma frecuente.

Problemas frecuentes del Aliso

Se considera al Aliso como un árbol resistente a las enfermedades sin embargo no están exentos de padecer problemas causas por algunos insectos que pueden llegar a afectarlo de forma drástica.

El árbol puede infectarse con Phytophara Alni de carácter violento y que es capaz de causar la muerte del Aliso. En su edad más joven puede ser atacado por un hongo conocido como Didymosphaeria Oregonensis que causa deformación en la corteza, sin embargo cuando el árbol madura el hongo deja de causar daño.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *